The Other Side of the Line:
Tijuana – San Diego Crossed Gazes
Photobucket


Visit: http://www.uhb.fr/webtv/appel_film.php?lienFilm=371 o access to: http://www.uhb.fr/lairedu/ search at “recherche” “films d’animation” or “films d’enfants”, title “Ceux d’en face” you can watch the Tijuana / San Diego workshop films.

Also, great news, High Tech High is featuring the project with an interview at the website:
http://www.hightechhigh.org/dc/index.php


Students of Animation Workshop in San Diego



Photobucket
Marcella (12 years old)

I was born un San Diego California but since I was 1 month-4 years old I was raised in Tijuana by my mom and aunts. Now I live in SD but I cross the border every weekend. I love going to tj and visit my family. On my free time I like to watch T.V, play “guitar hero”, fence and swim!.


Photobucket
Gabriel


Photobucket
Kya


Photobucket
Josiah


Photobucket
Melissa


Photobucket
Jordan


Photobucket
Zury


Photobucket
Michael


Photobucket
Camille


Photobucket
Matthew (14 years old)


San Diego workshop team

Photobucket
Norma Iglesias (SDSU/CECUT, USA-MX)
General coordinator, production and research

Me llamo Norma Iglesias Prieto, trabajo en la Universidad Estatal de San Diego en el Centro Cultural Tijuana. Mis temas de trabajo y mi pasión en la vida son el cine, las artes visuales -en general- y la cultura en la frontera. Mi vida transcurre en Tijuana y San Diego, en español e inglés, y con gente de aquí y de allá. Me siento muy afortunada de formar parte de esta sociedad compleja y fascinante que cambia y se enriquece todos los días. También me siento afortunada de formar parte de este grupo encantador de personas que conforman el proyecto “Del otro lado de la Línea”

My name is Norma Iglesias-Prieto, I am a professor at San Diego State University and advisor of Tijuana Cultural Center. My passion and topic of analysis are film, visual arts –in general-, and border culture. My life lapses in Tijuana and San Diego, in English and Spanish, with people from here and there. I feel fortunate of been part of this complex society that change and enriches every day. A also feel fortunate of been part of this lovely group of people that conform the project “The Other side of the Line”


Photobucket
Roland Michon (FR)

Scientific Director


Photobucket
Sébastien Watel (L’Espace du Mounton à Plume, FR)

San Diego workshop instructor


Photobucket
Zoe Randall (HTMMA, USA)

San Diego workshop coordinator


Photobucket
Ma. Guadalupe Ortega (SDSU, USA)

Research team

My name is Lupita Ortega. I was born in East Los Angeles. I’m a graduate student at San Diego State University in the Chicana and Chicano Studies Masters program. I like to read and write. I also like traveling and going to museums. Lately I started making jewelry and I love it.


Photobucket
Yunuen Rhi (SDSU, USA)

Grad Student


Photobucket
Charlie “Chale” Mejía (SDSU, USA)

Grad Student

My name is Charlie, but those who know me call me Chale. I’m both a student and a teacher. I enjoy playing basketball and football. I go for the Lakers and Pumas. I spend my time listening to music (mostly Hip Hop), reading, and drawing/painting.


Photobucket
Guillermo Rodríguez (SDSU, USA)

Grad Student

My name is Guillermo A.K.A Cuetzpallin. I studied Media Arts in school and I am passionate about art. You can see some of my drawigns at: http://www.kuezpallin.com


Photobucket
Manlio Correa (SDSU, USA)

Grad Student


Photobucket
Daniel Iglesias (SDSU, USA)

University Student


Photobucket
Ryan Washburn (SDSU, USA)

Grad Student/Production


Sound production

Ivan Morales (SDSU, USA)

Sound Production


Photobucket
Andrés Iglesias (SDSU, USA)

Production Asistant


Una respuesta to “English – SD/USA”

  1. yvon said

    Un equipo de trabajo muy animado en Tijuana.

    Durante mi viaje en México en el curso del verano de 2008, me encontré y participé a las actividades del equipo de cine de animación sobre el proyecto « Del otro lado de la línea. Miradas cruzadas Tijuana/ San Diego; The Other Side of the Line: Tijuana/San Diego Crossed Gazes; De l’autre côté de la ligne: Regards croisés Tijuana-San Diego », que se verificaron tanto en Tijuana como en San Diego. Este proyecto ha sido dirigido en forma simultánea por Yvon Guillon de la Universidad Rennes 2 (Francia) y por Norma Iglesias de la Universidad de San Diego. Ha consistido en hacer crear por dos equipos de niños de Tijuana y de San Diego que tenían entre 11 y 14 años, pequeñas películas de cine de animación sobre la representación que estos niños tienen de la frontera americano-mexicana y sobre la forma en la que conciben la realidad de cada lado de la Línea.
    Sabemos que desde hace muchos años, la frontera entre México y los E.U se ha vuelto un verdadero absceso purulente donde se confronta lo que está en juego en los movimientos migratorios de las poblaciones provenientes de América Central (Guatemala, Honduras y El Salvador…) de México y los Estados Unidos de América. Muchos estudios, tanto en el campo económico, sociológico, demográfico así como en el cultural vieron ya la luz. Constituyen el material a partir del cual todos los que se topan con la frontera tienen la justificación suficiente para pensar que un drama humano de dimensión universal se está llevando a cabo en este lugar del mundo.
    En el campo de la cultura, Tijuana se ha vuelto un criadero de jóvenes artistas que intentan captar este mundo terrible, esta partitura en la que se mezclan los estallidos del horror con las modulaciones de un imaginario inagotable de la sobrevivencia. Fotógrafos y cineastas encuentran en el espacio de esta colusión entre las dos Américas, una materia prima de primer orden. Es lo mismo para los escritores y los músicos de todos los tipos: la realidad es ya ficción. Lo comprueba tal vez la existencia de los narcocorridos ( verdadera compilación sobre las formas posibles de entrar clandestinamente en la vecina casa de Goliath) y de una veta de novelas negras fronterizas abundante, rica y sugestiva. En este panorama cultural sobre la representación artística de la frontera, hacía falta – aunque un primer proyecto lo había intentado algunos años antes – una visión que corresponda a la de los niños que viven de cada lado. En este sentido, el proyecto de Norma Iglesia y de Yvon Guillon manifiesta toda su originalidad.
    Si bien la realización de este proyecto duró cuatro semanas, sólo pude participar de manera puntual a sus dos últimos días, cuando, cámaras y tijeras en plena actividad, los niños de Tijuana se apuraban para acabar su película de animación con una febrilidad y un entusiasmo directamente perceptible para el visitante ocasional que era yo. Encima del gran techo plano del Centro Cultural de Tijuana, (¡como si se hubiera tratado de un patio de recreo – a pesar de sus aires de patio de relegación!), y bajo la blanca carpa que dominaba este patio y que protegía la imaginación de los pequeños creadores contra un ardiente sol desértico, la actividad había alcanzado su paroxismo. Algunos recortaban, agitados, las últimas figuras de los personajes que debían cruzar Tijuana sobre un patín. Se tuvo que rectificar cuatro o cinco veces la cola de una pantera que se había escapado del zoológico de la ciudad. Corcholatas y pinceles llevaban una marcha forzada para acabar la redacción de los créditos de la película al mismo tiempo que los “muchachillos”, sabiendo cercano el fin de su taller, se ponían a repasar todas las palabras de francés que les había enseñado Gilles – “el gran mago” de las placas de cristal en las que se componían las imágenes para fotografiar y para montar más tarde – , quien, desde su llegada, y para obviar su inexperiencia lingüística, había declarado de buenas a primeras, que hablaría el gilspagnol. Puedo atestiguar que el famoso Gilles al final de su estancia, sabía bastante español para vituperar contra el hecho de que ya no tenía ninguna disponibilidad nocturna (puesta la urgencia para acabar el montaje) para ir a invitar en la lengua del país, las excelentes danzantes de la sala de baile de la Estrella. Tal falla merece reparación : el inventor del gilspagnol tendrá que volver a Tijuana para aprobar un nivel más en su dominio reciente del español y para poder bailar de nuevo al son de las bandas, de los grupos de música norteña y otras salsas. Y sobre todo para seguir con este formidable proyecto sobre la contribución del cine de animación para captar cómo, desde la perspectiva de la niñez, se perciben las fronteras y las paredes.
    Es ésta la ambición de este primer trabajo. Su realización, su dinámica y sus resultados tienen desde luego repercusiones casi “venenosas” para todos sus participantes. Oigo todavía a Norma y a Yvon – así como a todos sus colaboradores (¡cocorico!, los franceses primero : Sébastien, Frank, Fred, Vincent, Joël, Roland, etc…) y los mexicanos (¡Al grito de guerra! : Flora, Talia, Adriana, Jorge et InerZia) encarar el reto que sería filmar paredes y fronteras. Un lindo desfile, por cierto : la frontera entre México y Guatemala como continuación inmediata de las migraciones hacia los E.U., las púas de Ceuta y de Melilla en España y (¿por qué no?) el Muro entre Israel y Palestina ya que son los mismos empresarios los que construyen el que definitivamente separará México de los E.U. a lo largo de 3400 kms…
    A pesar de su localización en pleno desierto, Tijuana tiene que ser un alud. ¿Por qué no tomar en serio el sueño de todos los miembros de los dos equipos de cineastas? ¿Por qué, dotados de este primer experimento, no concebir que los mismos adultos, fuertes de la creación y de la realización de estas dos películas de animación, puedan lanzarse contra otras paredes? Estos muros locos y monstruosos que pretenden (¡a la hora de la mundialización!) impedir el desplazamiento de los hombres, garantizando sin embargo el movimiento de las mercancías y de la finanza! Este equipo franco-mexicano constituiría un embrión de respuesta, un intento de antídoto contra esta libertad sin límites y contra la monstruosa discriminación que sufren los migrantes dispersos en toda la superficie del globo. Contribuiría a dar otra visión de estas personas cuyo único delito es el de desplazarse para encontrar una vida mejor y más digna.
    ¿Por qué la película de animación no formaría un espléndido medio para estar involucrados en este fenómeno aterrador en el que se ve (según una terminología que disfraza ya los a prioris de los que detienen la riqueza) a los pueblos del Sur forcejear las puertas de los que lo tienen todo en el Norte? Cuál mejor imagen dar si no es la de estos terribles vasos comunicantes que Gilles y Sébastien podrían mandar a recortar a los niños de posibles talleres en Marruecos, en Palestina o en otras partes… Para montarlas después en sus mágicas placas de cristal que se volverían entonces las lupas indispensables para ampliar la geografía de las paredes de alambres electrificados y de detectores de infrarrojos.
    Tal podría ser el honor de la Universidad de Rennes 2 y de las Autoridades Territoriales de Bretaña (región y pueblo tradicionalmente acostumbrados a cruzar su mirada más allá de los mares y de los océanos) al concretar la intuición de que este trabajo de puesta en imágenes contrapuestas y cruzadas entre los niños de Tijuana y los de San Diego, constituye una primera réplica cultural frente a la terrible colisión humana engendrada por la mundialización en este lugar del planeta.

    Laurent AUBAGUE, Departamento de Español, Universidad Paul Valéry-Montpellier III Oct 2008

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: